sábado, 13 de septiembre de 2008

Mexico especialista en Villanas protagonicas
















En la historia de las telenovelas si hay un pais productor de estos espacios que destaca por haber desarrollado villanas protagonicas, es Mexico. Mujeres malvadas que son el centro de la historia curiosamente formulas que tuvieron su mayor apogeo en los sesentas y setentas pero que en los ochentas a la fecha han mermado, no es comun ver a la protagonista haciendo maldades, estas en la mayoria de las telenovelas son ejemplo de bondad muchas son tan buenas que son dignas de beatificarse cuando han aparecido casos de protagonistas malditas por lo general logran buena respuesta en la audiencia. Los casos mas destacados:










-Nora en Senda Prohibida, la primera telenovela Mexicana original de Fernanda Villeli un libreto que nace de la radio, protagonizada por Silvia Derbez quien dio vida a Nora la muchacha pueblerina que viene a la gran ciudad con intension de hacerse rica, trata primero de ganarse todo honestamente pero son tantas sus ambiciones que se va por lo que ella cree es el camino mas facil, conquista a un hombre de clase social alta casado desde hace mas de viente años, con dos hijos, destruye su matrimonio y le saca todo el dinero pero las maldades se pagan al final Nora recibe su castigo quedando sola y en la pobreza, el hombre recupera su familia perdida.










-Teresa, una joya de las telenovelas Mexicanas, un clasico original de Mimi Bechelani, que consagró a Maricruz Olivier. Teresa es pobre, vive en una vecindad, su madre ama de casa y su padre un mecanico, han hecho todos los sacrificios posibles para que ella estudie en un buen colegio, se gradua con honores, un muchacho del barrio la pretende ella esta enamorada de el pero quiere escalar, se relaciona con un profesor para subir socialmente luego le vuela el novio a la hermana del profesor que tanto la ha ayudado, teresa reniega de sus padres y su pobreza, al final se decubre lo oscuro de su alma ella jugó siempre con su virginidad que no se la entrega a ningun hombre hasta no estar casada, todos al final le hullen, el hombre que despreció por ser pobre rehace su vida llega a convertirse en flamante medico, Teresa hace que su madre muera de pena cuando va arrepentida el padre la hecha de la casa. Al final ella llora por el castigo que recibe, la soledad y el desprecio.










- La Sonrisa del Diablo, impactante titulo para 1970 Ernesto Alonso aprovechando el exito de Maricruz Olivier como Teresa pensó en ella para que la escritora Luisa Xammar desarrollara el guion, Maricruz da vida a Deborah San Roman, la ambiciosa mujer que entra en la vida de un viudo millonario a quien le saca dinero mientras lo gasta con un amante insaciable. Una mujer fria y calculadora dispuesta hasta matar por lograr sus propositos.










- Rubí, nace de la historieta de Yolanda Vargas Dulché, Fanny Cano interpretó la mitica mujer sensual que al igual que Teresa y Nora viene de la pobreza, de la cual reniega, usa su cuerpo para lograr su cometido, ser rica. Juega con los sentimientos de un ingeniero millonario mientras ama al medico amigo de este. La ambicion y la belleza fueron las armas de Rubí que en su version del 2004 tuvo mucho exito protagonizada por Barbara Mori.










- El Angel Caido, Luis Reyes de la Maza creó a mediado de los ochentas la version telenovelera de la viuda negra, Rebecca Jones interpreta a una perturbada mujer que pierde a sus padres en un accidente siendo una niña,queda traumada la ambicion por el dinero la convierte en una psicopata se casa varias veces matando a sus esposos para heredarlos y pensar que se llamaba Maria de los Angeles













Foto de Silvia Derbez en Senda Prohibida cortesia de : http://estaticos03.cache.el-mundo.net/elmundo/imagenes/2007/10/16/1192525335_0.jpg










Foto de Fanny Cano cortesia de : http://es.geocities.com/foronovelas_8/fcano1.jpg


Foto de Maricruz Olivier en Teresa cortesia de : http://mx.geocities.com/actricesmexicanas/MaricruzOlivier/start.jpg

1 comentario:

filomeno2006 dijo...

Fanny Cano (q.e.p.d.), bellísima mujer